Amplitud Solidaria (AS) dictó un taller sobre el uso de los recursos técnicos y expresivos de la radio a la comunidad wichi de Santa Victoria Este, Salta. “El objetivo del curso es que la comunidad encuentre cómo expresar su propia voz”, comentó el director ejecutivo de la organización, Francisco Tezanos Pinto. Fue la primera capacitación realizada a un pueblo originario.

Amtena, institución que ofrece asistencia médica a las comunidades aborígenes del Norte argentino, localizó a las radios de la zona en el 2012 y se contactó con Amplitud Solidaria para comentarles la propuesta.

“Fue una experiencia conmovedora por la naturaleza del lugar”, comentó Sofía Almiroty, voluntaria de AS. Durante el día, cuando los médicos atendían a los pacientes, ellos recorrían el barrio. Así se enteraron de que, para los maestros, la radio es muy reconfortante porque los acompaña a la noche. “Fue muy gratificante saber que podíamos hacer algo por ellos desde algún lugar”, agregó Almiroty.

Para los voluntarios, la radio que capacitaron, FM Victoria 105.1, tiene la misión de integrar a las personas y de reflejar la diversidad de la zona, siendo así un elemento clave para la comunidad. “La radio es un medio fundamental para este tipo de comunidades aisladas geográficamente”, sostuvo Tezanos Pinto.