La Maestría en Derecho Empresario tiene como características y objetivos los de:

  • Integrar la profundización de los estudios y la adquisición de habilidades y saberes técnico-jurídicos relativos a la actividad del abogado de empresa, con un conocimiento acabado de la estructura y el funcionamiento de la organización empresarial.
  • Adquirir y experimentar un alto grado de capacidad analítica y argumentativa, a partir de la discusión de casos hipotéticos y sentencias judiciales.
  • Involucrarse en equipos de trabajo formados combinando la diversidad de perfiles, personalidades y experiencias profesionales.
  • Fomentar el compromiso en la aplicación de los conocimientos técnicos en la labor cotidiana dentro de un marco de referencia axiológica.
  • Promover y generar un importante ámbito de investigación sobre el Derecho Empresarial.
  • Brindar una propuesta educativa de excelencia, comparable a las mejores Escuelas de Derecho del extranjero.
  • Fomentar la publicación de investigaciones de profesores y alumnos en colecciones de libros y en la Revista Argentina de Derecho Empresario, que se dirigen desde el Departamento.
  • Posibilidad de concentrar el módulo de materias electivas en un área específica relacionada al Derecho Empresario.

 

Metodología de enseñanza

La metodología educativa de la facultad está basada en el método del caso, en el cual ha sido pionera en Argentina y en todo el mundo hispanohablante. Mediante la utilización del mismo se procura desarrollar las habilidades y destrezas necesarias para el desempeño en el asesoramiento jurídico empresarial, con una acendrada mentalidad jurídica, con poder de análisis con rigor científico y profundidad, y desarrollando la capacidad de resolver con naturalidad, aptitud, creatividad y seguridad problemas jurídicos complejos.

Así, la Maestría procura dar formación práctica como entrenamiento en el razonamiento y la argumentación jurídica en el ámbito jurídico empresario, eliminar la pasividad y promover el compromiso del alumno en todo el proceso de aprendizaje. Los excelentes resultados obtenidos desde hace más de veinte años, así lo demuestran.

 

Trabajo en equipo y material de lectura previa

El trabajo en equipo propone, a partir del trabajo individual, un intercambio de opiniones y puntos de vista que aportan a la clase diversas interpretaciones de las problemáticas planteadas.

Los grupos se forman procurando la mayor diversidad de experiencia y procedencia de cada integrante, evaluando lo que puede aportar al equipo.

Para optimizar el trabajo en grupo, el material de lectura obligatoria correspondiente a cada clase es entregado con anticipación para que el alumno pueda prepararlo durante la semana. Con el material estudiado, el diálogo se intensifica y la clase se convierte en un debate profundo y concreto que los lleva a la solución del problema, ya sea real o hipotéticamente, según se considere en el caso tratado.

Preparación y desarrollo de la clase

La metodología elegida es también exigente para los profesores, ya que requiere por parte de ellos, preparación de material y desarrollo activo de la clase.

El óptimo aprovechamiento de las clases y del tiempo académico, demanda de los alumnos la lectura y estudio previo del material y de los casos entregados.

Se procura construir el aprendizaje sobre la experiencia de los participantes, de modo tal que se les permita aprender tanto del material entregado previamente como del análisis de los alumnos. Se busca elaborar una síntesis entre las opiniones de los profesionales asistentes al curso y, naturalmente, del profesor, quien dirige la clase.

Los profesores buscan involucrar a la mayor cantidad de participantes en el desarrollo de la clase, transformando la misma en un debate  de diversas opiniones y en la búsqueda de la solución del caso. Asimismo, éstos moderan la participación, cediendo la palabra a los participantes, orientando la intervención de éstos, haciendo preguntas, ordenando los comentarios y aportando su experiencia y puntos de vista sobre el asunto.

Las clases finalizan con una sistematización de las conclusiones alcanzadas durante el estudio, aún cuando éstas puedan ser diversas y contradictorias, en su caso, con la debida concreción conceptual del tema tratado.

Características generales

  • Particulares metodologías de enseñanza participativas, con especial énfasis en el método del caso.
  • Fomento activo del trabajo en equipo, con grupos reducidos de integrantes, donde se valoran y aprovechan las distintas experiencias y visiones de sus miembros.
  • Cuerpo de profesores de excelente nivel académico.
  • Exigencia y excelencia académicas reconocidas.
  • Un Reglamento de Maestrías y Especializaciones general de la Facultad, que estandariza para todos los posgrados las más altas cotas de calidad y de demanda a cada uno de los actores de la comunidad académica.
  • Una organización cuidada hasta en los menores detalles, para que las clases se desarrollen del mejor modo posible y todos los elementos que hacen a la calidad de la enseñanza funcionen como es requerido.
  • Esmerada selección del material de estudio doctrinal y jurisprudencial.
  • Compromiso personal de los cursantes para la participación activa en la metodología de enseñanza, que requiere preparación anticipada, trabajos prácticos, debates, talleres e investigaciones.
  • Estudio previo obligatorio a las sesiones de análisis y discusión.
  • Involucramiento y esfuerzo decidido de los profesores en el mejoramiento personal y profesional de los estudiantes y en la calidad de la enseñanza que se les brinda.

 

  • Asesoramiento Académico Personal, que mediante la asignación de un Profesor Tutor para cada estudiante, garantiza su aprovechamiento intensivo del posgrado y potencia sus capacidades con miras a su desarrollo profesional y personal.
  • Trato personalizado, con alta dedicación de las autoridades, del cuerpo académico y de los servicios administrativos a las necesidades de cada uno de los alumnos.
  • Actualización permanente de los Planes de Estudios.
  • Promoción activa de la investigación, habiéndose publicado en estos años más de 250 libros de Derecho y 1.700 artículos científicos de profesores y más de 40 libros y 300 artículos de estudiantes y graduados, editados en editoriales y revistas líderes del país y del extranjero. En este ámbito, por otra parte, la Facultad publica revistas especializadas en cuatro áreas del Derecho, y tiene colecciones de libros en tres ramas jurídicas.
  • Promoción activa de las actividades académicas y de docencia entre los estudiantes y graduados, con decenas de egresados que se han incorporado al Claustro de profesores, y con una Escuela de Ayudantes que tiene más de 50 miembros.
  • Un alto compromiso e identificación de los graduados con la Facultad.
  • La experiencia de un ambiente especial, donde se crean lazos perdurables, con un clima cordial, respetuoso, abierto, exigente y motivador entre los cursantes y con las autoridades y el cuerpo de profesores.
  • Una educación transformadora de quienes cursan la carrera, mensurable en una renovación y modificación de los modos de acercarse al fenómeno jurídico y a la actividad profesional y, en innumerables casos, en un cambio y mejora del ámbito laboral de desempeño.
  • Formación humanística y preocupación por el desarrollo integral de la persona.