Compartir

Los nuevos desafíos tecnológicos y la innovación generan necesario replantear y repensar el trabajo, negocio y modelo de liderazgo, por ese motivo la Facultad de Ingeniería de la Universidad llevó a cabo la iniciativa #EncuentroAustral: Liderando una Cultura de Innovación.
Directivos, ejecutivos y profesionales se reunieron, el jueves 26 de octubre, en el Auditorio del Edificio de Grado del Campus de Pilar para participar de un encuentro en el que los ingenieros Eduardo Braun y Sergio Kaufman, dos oradores de renombre a nivel internacional, compartieron sus experiencias en un contexto de constante cambio en el que las empresas también deben transformarse hacia organizaciones “más puramente humanas” para que, de ese modo, el talento pueda prosperar en lo nuevo.
La apertura estuvo a cargo del Dr. Ing. Germán Guido Lavalle, director de Posgrados de la Facultad Ingeniería, quien introdujo la idea de cómo las organizaciones y los empleados, tienen que incorporar una cultura de innovación y liderazgo, para poder hacer frente a los cambios y subsistir en el tiempo.
Con la consigna “Usar la cultura y emoción para crear innovación y alcanzar resultados sin precedentes”, el ingeniero Eduardo Braun, experto y consultor en Liderazgo y Cultura, argumentó la necesidad de generar una cultura organizacional en donde predomine la motivación y pasión de sus miembros, como personas reales.
“Líder es todo aquel que quiere y puede impactar en su metro cuadrado y no solamente el CEO de la empresa o el jefe”, sostuvo el creador de un nuevo enfoque de liderazgo centrado en la identificación de los cinco roles claves de un líder y cómo ellos gestionan la cultura y las emociones para obtener resultados extraordinarios.
Para profundizar en esto, estableció los roles y preguntas que deben responderse un buen líder. “Lo primero es establecer una visión: ‘¿cuál es el sueño, el propósito, para qué estamos trabajando?’. Luego, debe ocuparse de las personas y armar los equipos: ‘¿te ocupas genuina y sinceramente de las personas de tu equipo?’. Tener, además, un sistema de comunicaciones: ‘¿estás conectado con tu equipo?’. El fruto de la conexión es la confianza”, enumeró Braun y prosiguió: “Tener un sistema de toma de decisiones: ‘¿empoderas a tu equipo?’. El empoderamiento construye autoestima, equipos que crecen. Como quinto y último rol, debe crear y generar una cultura: ‘¿tu equipo está orgulloso, comprometido y feliz de pertenecer al mismo?’. La cultura es la variable central de toda organización. Los líderes crean cultura y la cultura multiplica los resultados. La cultura es la estrategia, es la ventaja competitiva, es ese factor que me diferencia del resto y me sostiene en el tiempo.
A modo de cierre, Braun instó a los presentes a formar organizaciones tan humanas como las personas que trabajan en ella.

Por otro lado, y bajo la consigna “El ADN del líder: emoción y nuevas especies”, el ingeniero Sergio Kaufman, habló de la importancia de la diversidad en los equipos de trabajo para alcanzar los objetivos personales y organizacionales.
El presidente de Accenture Argentina y de la región de Sudamérica Hispana desde 2013 expuso que “las organizaciones exitosas crean el futuro, por lo que entonces crear un futuro es central para una organización” y planteó una serie de habilidades de cara al 2020.
“Frente a la nueva era que se aproxima, una habilidad diferencial es la resolución de problemas complejos, aquellos que no se resuelve con una ecuación. También lo es el razonamiento crítico, no es conocimiento, es más bien la integración de muchas cosas, es mirar desde afuera, entender para qué y qué significa cada cosa”, sostuvo Kaufman.
Al mismo tiempo destacó la gestión de las personas, sin importar lo que saben técnicamente, sino cómo lograr que el grupo se articule de la mejor manera. Para ello también destacó la coordinación con otros, trabajar en equipo y la inteligencia emocional para vincularse con las otras personas.

“El valor está muchas veces en mirarse al espejo y ver el potencial de cada uno y eso es lo que uno como líder tenemos que fomentar en la gente”, concluyó Kaufman.

Compartir
La Universidad Austral está entre las principales universidades del mundo con menos de 50 años y entre las más prestigiosas de América Latina, según QS World University Rankings.