Dos alumnos de la carrera de grado, junto con el profesor Pablo Avalle y nuestro graduado Nino Maestri, viajaron a Silicon Valley después de haber ganado el proyecto que presentaron en la materia de emprendimientos. Volvieron entusiasmados, enovados y con muchas ideas, además de agradecer enormemente a la Facultad por esta oportunidad. Compartimos el testimonio de uno de los alumnos:

“Acabo de volver de un viaje  inolvidable”

Después de estar una semana en Silicon Valley, siento que tengo los ojos más abiertos. No es sólo el lugar donde se está gestando el futuro de toda la humanidad, sino también donde ya hay otra realidad. Caminamos por la calle cruzandonos con autos autónomos, robots e inteligencia artifical, y hasta pudimos comer hamburguesas ”artificiales”. Es otro mundo, un ecosistema donde no se pelean por las patentes de los inventos, sino que están pensando ya en el próximo desarrollo, un lugar donde la pasión, esfuerzo y conocimiento tienen recompensa, y donde también están disponibles todas las herramientas que necesitás para llevar a cabo tu sueño.

Nos recibieron personas muy importantes como Rebeca Hwang y Diego Favarolo, que no sólo se codean con los grandes, sino que son los grandes de este famoso valle. El regalo que nos dieron fue hiper valioso y escaso: su tiempo; compartieron sus conocimientos sin esperar recibir nada a cambio y con mucha humildad.

Mucho se puede decir de lo que vimos, visitamos y de las personas que conocimos, pero creo muy importante recalcar y agradecer a los que me permitieron hacer este viaje:

Primero, gracias a la Facultad de Ciencias Empresariales, Universidad Austral. y a su cátedra de Empredimientos por habernos permitido participar del concurso de planes de negocios con este premio que vale oro.

Quiero dar las gracias a las personas que me ayudaron a pasar de una idea en mi cabeza a un proyecto y ganar esta competencia. A mi compañero de tesis, a los tutores, profesores y a todos los que ofrecieron parte de su tiempo para poder lograrlo. Y por último, gracias a Globaltecnos S.A. por organizar este viaje y permitirme conocer tantas personas espectaculares.